Datos personales

Mi foto
Manuel Acedo Sucre nació en Caracas en 1958. Se graduó de abogado en la Universidad Central de Venezuela y obtuvo títulos de maestría y de especialización en la Escuela de Derecho de la Universidad de Harvard, y de maestría en la Escuela Fletcher de Derecho y Diplomacia de la Universidad de Tufts. Ha sido profesor universitario y actualmente ejerce como abogado en la ciudad de Caracas. En 2012 fue publicada su primera novela, "Nosotros todos"; en 2014 se publica su segunda novela, "La misa", y en 2016, su tercera novela, "La otra cara". Email: manuel.acedo@gmail.com Twitter: @acedosucre

jueves, 10 de octubre de 2013

Nosotros todos reseñado en Francia en Books: Livres & idéés du monde entier. Books-fr

Bestsellers

Jeudi 29 août 2013
Numéro 46
Imprimer cet article Envoyer cet article à un ami Partager cet article sur Twitter Partager cet article sur Facebook

Le Guépard à Caracas

Un roman vénézuélien à grand succès brosse un portrait au vitriol de la « bourgeoisie bolivarienne » qui s’est si bien accommodée du chavisme.

Le Livre

Nous tous
nosotros todos,
Editorial Carsten Todtman

« Il y a dans toute société une certaine dose de “guépardisme” », écrit la journaliste vénézuélienne Giuliana Chiappe dans les colonnes du quotidien El Universal, en référence au phénomène analysé par l’écrivain sicilien Giuseppe di Lampedusa dans son célèbre roman. Publié en 1958, Le Guépard décrit « la façon dont les individus s’adaptent – bien plus vite qu’on ne pense – aux changements de pouvoir, adhérant à ces nouveaux systèmes que, dans le fond, ils rejettent, mais dont ils cherchent à tirer avantage », explique Chiappe. Véritable métaphore de la crise politique qui secoue le Venezuela,Nosotros todos, premier roman de Manuel Acedo Sucre, avocat d’affaires de Caracas, est une version latino-américaine du Guépard, qui brosse le portrait d’une société marquée par quatorze années de chavisme. Sorti en novembre 2012, quelques mois avant le décès d’Hugo Chávez, l’ouvrage en est déjà à sa quatrième réimpression.
La structure du roman est conçue sur le mode d’une conjugaison verbale, dont les quatre chapitres décrivent successivement les personnages de « Moi, le banquier », « Toi, la dépravée », « Lui, l’opérateur » et « Nous tous ». « Moi, le banquier » est un riche Vénézuélien qui a émigré aux États-Unis dans les années 1990 et qui, « alors qu’il faisait partie du gratin de la finance mondiale, s’est mis en tête dix ans plus tard, en pleine Révolution bolivarienne, de rentrer au pays, pour mieux connaître le monstre de l’intérieur », rapporte Michelle Roche Rodríguez dans El Nacional. « Toi, la dépravée », pour sa part, « connaît la frustration depuis le jour où elle est entrée dans la très sélective école de Sœurs où ses parents l’avaient inscrite », poursuit El Nacional. Quant à « Lui, l’opérateur », c’est le dernier « rejeton d’une de ses vieilles familles ruinées de Caracas, prêt à tout pour l’argent ». Trois personnages qui incarnent, pour le romancier, autant de stéréotypes de cette classe moyenne qui survit à Caracas – vieilles familles et nouveaux riches confondus.
« Je voulais décrire cette “bolibourgeoisie”, cette bourgeoisie bolivarienne que le chavisme a engendrée », déclare l’auteur à El Universal : « Les arrivistes, les fonctionnaires complaisants qui profitent des circonstances politiques… Je voulais décrire comment tout cela fonctionne, comment se déroule le processus d’adaptation de certains groupes sociaux à la réalité que les Vénézuéliens vivent tous. » Car « moi, toi, lui » ne sont finalement que des émanations de ce « Nous tous » éponyme qui incarne, selon les mots mêmes de l’écrivain, « l’archétype d’une société trop accommodante, polymorphe, avide de consommation et d’argent facile ».

martes, 20 de agosto de 2013

"Nosotros todos" en Librería Sónica de RCR: entrevista con el autor

Audio de la entrevista: http://libreriasonica.blogspot.com/

Presentación:

Nosotros todos caemos en la trampa, en el juego; nosotros todos hemos votado y nos han botado; nosotros todos tenemos fe en que las cosas mejoren y a veces no. De esto y mucho más va la primera novela de Manuel Acedo Sucre, Nosotros todos, un texto que lleva mucho de la realidad actual venezolana pero siempre desde el lado de la ficción, en ese límite tan cercano en donde ver identidades es tan sólo una cuestión de parpadear.

lunes, 3 de junio de 2013

El Nuevo Herald y otros periódicos: "Nosotros todos" de 3° entre los más vendidos al 31/5/13

Según el Nuevo Herald de Miami y otros periódicos que el 31/5/13 publican la nota de The Associated Press, Nosotros todos sigue entre los 10 libros más vendidos en Venezuela, esta vez de tercero en la lista de la semana. El enlace es el siguiente:

http://www.elnuevoherald.com/2013/05/31/1488880/los-10-libros-mas-vendidos.html

martes, 14 de mayo de 2013

Nosotros todos en el Correo del Caroní: reseña por José Alberto Medina Molero

NOSOTROS TODOS/José Alberto Medina Molero
24 de febrero 2013
Una carta supuestamente escrita por Bolívar enlaza con nudo marinero la historia de cuatro personajes que viven y sobreviven en esta revolución de fin de los tiempos impuesta en Venezuela hace casi tres lustros. Hago referencia a una reciente novela publicada en el país y que viene a ser la opera prima del abogado y sempiterno lector, Manuel Acedo Sucre. Este texto lleva por nombre el sugestivo y acusador título Nosotros todos.

Una obra que describa este tiempo tormentoso que hemos experimentado no es frecuente, mucho menos lo es que esté escrita con amenidad y limpieza de prosa, con la estructura y sencillez de las buenas historias (dejaré, como he apuntado en anteriores artículos, al poeta Arévalo, experto en estas lides, el análisis formal correspondiente), me interesa sí destacar algunos elementos valiosos de la narración que atrapa y “pecherea” al lector hasta la última línea.

Cuatro son los personajes que van tejiendo y entretejiendo en una suerte de sebucán literario este crudo testimonio: Yo, el Banquero, Tú la Pendeja, Él el Operador y Nosotros todos. Cuatro existencias expuestas a este ecosistema (depredadores incluidos) que de a poco se ha venido instalando en nuestro sistema de vida en nombre de una fulana revolución que ha multiplicado por infinito todos los pecados que sus impulsores le endilgaron y endilgan a los representantes de la tan vilipendiada IV República. Cuatro tipos de venezolanos que adoptan diversas posturas frente al monstruoso maná que inunda de prebendas al más desprevenido, un conjunto de tramas y subtramas que van generando una imagen holográfica de lo que vamos siendo:

“¿Pero, no te suena raro eso de Bolívar socialista? Que yo sepa eso del socialismo vino mucho después de Bolívar, y en Europa.
- Bueno, como te digo, yo no sé, pero con esta gente todo es posible. Para ellos Cristo era socialista y ya habrá alguien por ahí que encuentre una espina de su corona con forma de hoz y martillo. O una mancha en el Manto de Turín que parezca la silueta de la cara de Marx”.

Esta novela de Manuel Acedo Sucre da un vistazo irónico al masivo derrumbamiento (continuación más colosal de derrumbamientos previos) moral de un país sin rumbo cierto. Una tierra donde la opacidad es estilo tanto en los viejos ricos como en los de nuevo cuño. El texto da cuenta de la vertiginosa licuación de los principios, afortunadamente atenuados por aquellos que no se dejan atenazar por los dedos del dinero y el boato.

¿Ha habido cambios en la sociedad venezolana en los últimos años? Sin duda la lectura de esta novela puede aproximarnos a ciertos niveles de respuesta a través del cáustico sentido del humor que emplea en situaciones normalmente trágicas, a esa severa forma de despiezar a los arquetipos de la fauna:
“El cambio en este caso se trataba de un giro en su vida profesional. Convencido de que le estaba quedando pequeña la firma de abogados de la cual era socio, Él el Operador contempló cómo su otro yo renunció a ella, para tener libertad de atender sus propios casos y hacer negocios con ellos, sin las trabas propias de la mal llamada ética profesional”.

Cuando en 60 u 80 años algún venezolano extraiga de una polvorienta biblioteca un ejemplar de esta novela le costará entender lo que supondrá exageraciones de una mente pródiga, probablemente se pregunte, paseándose por la posibilidad de que sea testimonial, el cómo fue posible que se produjera eso en este país. ¿Podríamos en el ahora adelantar alguna explicación válida?

Hay que trabajar, entre todos, con ahínco y con civismo para que eso sea, en el futuro, una historia lejana e irrepetible, absurda y anacrónica. Debemos luchar para que en las próximas generaciones nadie diga, como un personaje de Nosotros todos: “Estoy a salvo de dilemas incómodos”.

Enlace:

jueves, 4 de abril de 2013

Miguel Ángel Hurtado escribe sobre "Nosotros todos" en el Papel Literario de El Nacional

Papel Literario, El Nacional, 31/3/13
Cuando el nosotros se impone
Miguel Ángel Hurtado
El libro de Manuel Acedo Sucre Nosotros todos coloca al lector frente al espejo del tiempo que corre. Sus protagonistas encarnan algunos arquetipos del venezolano de hoy, arropados con el manto de la ficción
Entender un país pasa no sólo por el ejercicio de conjugarlo en pasado, presente y futuro, sino también por hacerlo con sus personas, las verbales: yo, tú, él, nosotros. El libro de Manuel Acedo Sucre Nosotros todos da cuenta, a través de la ficción, del entramado social que nos toca vivir en esta época, de las personas que componen el tablero de nuestro juego común.
La figura de Bolívar es el epicentro temático. El país es recreado tal como lo conocemos ahora: el discurso que exalta la figura mítica del héroe, la visión y torsión de la historia a conveniencia, la nueva logia de negociantes con el Estado, la necesidad de figurar ante la cabeza del poder y todas esas conexiones que se extienden como ramas infinitas de un mal árbol.
Una supuesta carta de Bolívar dirigida al Mariscal Sucre es encontrada en el equipaje de José Ignacio Rentería, que en adelante será “Yo el Banquero”, un hombre venido a menos luego de estar en la cumbre del poder financiero mundial y a quien le ha tocado regresar a Venezuela y conocer el monstruo desde adentro. Tal hallazgo desencadena los hechos que dan forma a la trama y hace el enlace con el resto de los personajes principales: “Tú la Pendeja”, “Él el Operador” y “Nosotros Todos”. A cada uno de ellos los une y desune la carta. Son relaciones que se fragmentan tanto por asuntos éticos como económicos, donde lo ideológico se acerca más a una excusa.
El lector comienza a entrar en la espiral de la vorágine política local, que se identifica en las escenas cotidianas que conoce todo venezolano; el ingrediente que lo saca de contexto es la aparición de esa carta, cuyo contenido podría cambiar el curso de la historia del país.
Pero las tres primeras personas –yo, tú, él– son abrumadas por el nosotros, que encarna el arquetipo de un colectivo acomodaticio, polimorfo, ávido de figuración, lujos y dinero fácil y rápido; así se justifica el propio personaje: “El dilema es si se quiere pertenecer al grandísimo ‘NOSOTROS’, que con brío o a regañadientes rema en el sentido de la Revolución, o si se quiere ser un lindo e individual yo, o un tú, o un él, o un ustedes o un ellos, esperando el zarpazo de los depredadores”.
El autor no asoma una intención moralizante ni aleccionadora, pretende más bien dibujar el contorno de lo que parece ser una nueva –o tal vez repotenciada– forma de ser de una parte de la sociedad, de ese venezolano que orbita alrededor del poder y muta cada vez que sea necesario en su afán por escalar posiciones.
Es un libro de lectura ágil y escrito con un lenguaje coloquial que lo acerca a la actualidad, además la atinada interconexión de sus subtramas, anima a avanzar en el recorrido de las páginas sin detenerse.
Por otra parte, el final plantea una interesante reflexión acerca del valor (como sinónimo de coraje) del venezolano de estos tiempos y sobre el narcisismo en el ejercicio del poder, aspectos que generan, por lo menos, algunas interrogantes y sitúan al lector frente a la pantalla de la historia que corre cada día.

sábado, 30 de marzo de 2013

Nuevo Herald: "Nosotros Todos" de 4° entre los más vendidos al 29/3/13

Según el Nuevo Herald de Miami y otros periódicos que el 29/03/13 publican la nota de The Associated Press, "Nosotros todos" sigue entre los 10 libros más vendidos en Venezuela, esta vez de cuarto en la lista de la semana. El enlace es el siguiente:

lunes, 4 de marzo de 2013

lunes, 4 de febrero de 2013

Nuevo Herald (AP): continúa entre los más vendidos

Nosotros todos continua durante el mes de enero de 2013 entre los 10 libros más vendidos en Venezuela, según la nota de Associated Press publicada por el Nuevo Herald de Miami y otros periódicos. Este es el enlace: http://www.elnuevoherald.com/2013/02/01/1397504/los-10-libros-mas-vendidos.html

domingo, 13 de enero de 2013

"Nosotros todos" reseñado en el periódico Tal Cual

En Tal Cual del 7 de enero de 2012 Fernando Rodríguez, articulista y editorialista del periódico, reseñó Nosotros todos (Cultura para Armar, página 16), de una manera inteligente, crítica y enjundiosa a la vez. Muy interesante. La reseña puede leerse en: http://www.entornointeligente.com/articulo/1343166/Fernando-Rodriguez--Nosotros-todos-07012013


martes, 8 de enero de 2013

Entrevista al autor en El Universal

En la edición de El Universal correspondiente al 7 de enero de 2012 fue publicada una entrevista a Manuel Acedo Sucre sobre Nosotros todos (cuerpo 2, página 7). Los enlaces son los siguientes:

lunes, 7 de enero de 2013

Nosotros todos otra vez en el Nuevo Herald

El 28 de diciembre de 2012 El Nuevo Herald de Miami, sección Artes y Letras, reporta una nota de The Associated Press en la que Nosotros todos continúa entre los 10 libros más vendidos de la semana en Venezuela. La publicación se refiere a algunos países de las Américas y España. Éste es el enlace: